“No visitar Angkor Wat es como ir a París y no ver la Torre Eiffel”

Entrevista a Flavia Pietroni, especialista de Avantrip en Sudeste Asiático

Segunda parte

Hace muy poco publicamos la primera parte de la entrevista a Flavia Pietroni sobre el Sudeste Asiático. Flavia es parte del equipo de especialistas de Europa y Exóticos, pero se destaca en  esa zona últimamente tan popular porque se fue allá por un mes el año pasado y se convirtió en una verdadera experta en ese destino.

Como hicimos con el caso de Japón, tuvimos que dividir la entrevista en dos partes, porque hay muchísima información valiosa sobre el Sudeste Asiático. En la primera parte, Flavia nos contó sobre las costumbres de la gente local, cuál es la mejor época del año para viajar y la manera óptima de moverse allá, la comida que hay que probar y algunos otros tipos a tener en cuenta antes de ir al Sudeste Asiático.

En esta segunda parte, Flavia nos cuenta sobre los lugares, ciudades y playas que no te podés perder, dónde conviene alojarse y qué cosas tenés que llevar sí o sí en la valija. ¡No te la pierdas!

Nota: Todas las fotos de esta nota fueron sacadas por Flavia durante su viaje.

Si estás pensando en viajar al Sudeste Asiático, comunícate al 0810-222-0741, seleccioná la opción “Exóticos” y pedí por Flavia Pietroni. ¡Te va a saber asesorar mejor que nadie! 😉

¿Creés que hay un mínimo de días para recorrer el Sudeste Asiático? ¿Qué recomendás?

Yo no iría menos de 15 días, por el viaje sobre todo. Además, ellos tienen 10 horas más que nosotros. Entonces, a las horas del viaje, tenés que sumarles esas 10 horas.  Y a la vuelta, al revés. Las restás. Volvés el mismo día. Es muy loco eso.

Igual la cantidad de días que te quedes depende también de lo que quieras conocer. Si tenés 15 días, andate solo a Tailandia y hacé Bangkok y la costa. Si tenés 3 semanas, capaz a eso podés sumarle Camboya o Vietnam. Yo fui un mes e hice eso, elegí Camboya y no fui a Vietnam. Depende de cuán a las corridas querés estar. Yo no quería estar a las corridas, quería hacer un viaje relajado. Si hubiese querido, podría haber ido a Vietnam y cruzar a Laos, que es hermoso… pero bueno, elegí el viaje que quería hacer.

Bueno, pongámonos optimistas y pensemos que nuestro/a viajero dispone de 3 semanas de vacaciones, porque 1 mes tiene muy poca gente, la mayoría capaz tiene 15 días, pero ponele que logran tomarse una semanita más. ¿Cuáles son las ciudades y los lugares que hay que conocer sí o sí en esas tres semanas en el Sudeste Asiático?

De Vietnam, te diría, el norte, la bahía de Hạ Long y Hanói, que es una locura, es hermoso. Yo no fui, pero sí lo recomiendo mucho porque lo estudié cuando planeaba mi viaje. Vietnam lo que tiene es que, entre el norte y el sur, hay mucha diferencia de paisajes, como pasa en Tailandia. Entonces, al norte tenés mucha playa y al sur, tenés campos de arroz, y templos, obvio. Bueno, templos tenés en todos lados. De hecho, llega un momento que te cansa. Al principio ves uno y decís “WOW” y después ves tantos que ya no te causan el mismo impacto…

Es como con las iglesias en Italia.

Exacto. Y en muchos de los templos, te dan una pulsera. Yo tengo una que no me la saqué, porque dicen que se rompe sola: cuando se rompe, significa que terminó su ciclo.

¿A los templos hay que entrar vestid@ de una determinada manera?

Sí sí, pollera o pantalón que te cubra las piernas y algo para los hombros.

O sea, que con ese calor, igual hay que preveer y llevarse algo para cubrirse piernas y hombros…

Sí, es recomendable. Igual en muchos templos ellos te dan gratis, o alquilan, por muy poca plata, una chalina para que te cubras y unos pantalones, que la gente dona a los templos para que haya.

Bueno, volvamos a los “must” (lo que hay que hacer en el destino). Angkhor Wat en Camboya. Imperdible. Y en Tailandia, Bangkok y playa.

Te quería preguntar justamente sobre las playas, que son uno de los fuertes de este destino. ¿Cuáles son imperdibles?

Hay playas que no son las turísticas, o sea, a las que va todo el mundo, que quedan mucho más lejos, pero valen la pena. Está Koh Lanta, Koh es isla en tailandés, así que todas las islas empiezan con Koh, menos Phuket, porque es más ciudad. Bueno, volviendo a esas playas menos concurridas, está también Koh Lipe y están las islas Cook. Esas tres están del lado del mar de Andamán. Y son paradisíacas. Tardás más en llegar, pero para mí fueron las mejores.

¿Qué implica “tardás más en llegar!? ¿Cuánto tardás?

6 horas, en ferry.

¿Y podés dormir ahí en las islas?

Sí sí, en todas tenés alojamientos: hoteles y hostels. Y muy lindos hoteles, sobre la playa o más en el centro. Yo voy generalmente a hostel.

¿Y por qué, si los hoteles están tan buenos y son tan baratos, decidís ir a hostel? ¿Por una cuestión de socialización?

Sí, claro, me copa más el ambiente de hostel, poder cocinar si querés. Igual generalmente en hostel elijo habitación privada, o a lo sumo, una de 4, ya más no.

Bueno, si vos tuvieras que decir qué es lo que más te impactó, ¿qué dirías?

Y… Angkor Wat me voló la cabeza. Es muy grande, es increíble cómo llegaron a construir tantos templos en una era donde lo hacían hombres y, bueno, elefantes. Ahí tuvieron la ayuda de elefantes para levantar muchas piedras, pero la gran mano de obra fue humana. Y cómo se mantienen. Hay algunos igual que los van refaccionando. Y hay algunos templos donde ya no se permite ingresar, porque hay peligro de derrumbe.

Yo vi una foto, que me pareció espectacular, cuando hice la nota de las ruinas arqueológicas más maravillosas del mundo. Esa donde la raíz del árbol se “come” el templo…

Sí sí, eso es una locura. Es real, ese árbol sigue estando. Ahí se filmó la película Tomb Rider, de Angelina Jolie.

¿Y ahí cómo es la entrada? ¿Cuáles son los horarios, cuánto hay que pagar?

Bueno, Angkor Wat es gigante. Vos tenés entradas por 1, 2 o 3 días, una semana.

Como en Petra (Jordania), en Petra es igual.

Claro. Entonces te comprás la entrada de acuerdo al tiempo que tengas. Nosotras lo hicimos en un día, porque no teníamos tiempo, y bueno, morís, literal, es agotador. El calor es insoportable, te agobia. Es recomendable llevar gorra, protector solar, mucha agua, y, si pueden, un abanico o algo para ventilarte porque te baja la presión. Si tenés tiempo, lo mejor es hacerlo en dos días. Porque aparte, lo que está bueno en Angkor es ir a ver el amanecer y el atardecer. El amanecer sube por el templo principal de Angkor Wat, son 12 templos en total, y es alucinante. Tenés que levantarte a las 4 de la mañana para verlo.

¿Pero está abierto a esa hora?

Sí sí, claro. Está abierto desde el amanecer y cierra después del atardecer.

¿Y cuánto sale la entrada?

Depende por cuántos días la saques. La de un día actualmente sale 37 dólares.

Ah, claro, eso tiene un precio “más turístico”. Bueno, está bien, como en todos lados. Es una maravilla.

Sí, esto lo vale eh. Cada centavo. Aparte si estás ahí y no vas… es como ir a París y no ver la Torre Eiffel. Tenés que ir. La gente que va a Camboya va a eso. Todos van a conocer Angkor Wat. Eso es lo que hay que hacer, sí o sí.

Después hay otros lugares, que están buenos también. Tenés Nom Pen, Koh Rong, que es una isla paradisíaca, donde es muy difícil llegar, porque hay mucho trecking. Y allá es como Cabo Polonio (en Uruguay) porque no hay luz, no hay agua, no hay nada. Dicen que la energía es buenísima, porque te conectás con vos mismo desde otro lugar, pero no muchos lo hacen. Tenés que tener bastante tiempo disponible.

¿Y Bangkok? ¿Qué onda?

Es una locura. La primera vez que pisás Tailandia, donde generalmente todos los vuelos llegan a Bangkok, no lo podés creer. Ya el aeropuerto es una locura. Y entrar a la ciudad es otra locura. El tráfico, las bocinas, motos, autos, mucha gente, caos, el calor. Es todo. Es llegar después de 26 horas de viaje y con la diferencia horaria y encontrarte con todo eso. Por eso creo que a mí me gustó más la ciudad cuando me fui que cuando llegué.

En Bangkok la gente suele ser más irrespetuosa y no es tan amable como en el resto de los lugares. Y me pareció muy sucia también.

O sea, no es fea, es una ciudad rara, distinta, que para mí hay que conocer y que la terminás “queriendo”.

¿Y ahí dónde te alojaste?

Hay varias zonas para alojarse. Tenés Siam, que es un barrio alejado, donde están los shoppings y la zona de Sky bars, donde todo el mundo va para ver la ciudad de noche, toda iluminada. Eso lo tenés que hacer cuando vas a Bangkok, además de los templos.

Yo me alojé por el centro, cerca de Khao San Road, que es la calle principal de Bangkok. Y generalmente la gente se aloja por ahí porque es lo más céntrico y lo más cómodo. Podés moverte caminando.

Y vos vas a hostel, pero si la gente quiere ir a un hotel, ¿es caro?

Es un poco más caro que las playas. En Khao San Road, el precio está super bien, si vas para el lado de Siam sí es un poco más caro.

¿Y cómo te movés ahí dentro de la ciudad? ¿Hay subtes?

No, no hay. Te movés en taxi, Uber, tuk tuk y después están los taxi-boat, que los tomás en los muelles, y son super baratos. Salen menos de 5 pesos. Y te bajás donde querés. Y va parando en las diferentes atracciones de la ciudad, templos y esas cosas.

Es como un bus hop on hop off que va por el agua…

Exacto.

Y te hago una pregunta importante: a la hora de cambiar y comprar baths, ¿dónde conviene?

En el aeropuerto es donde podés conseguir el mejor cambio. De hecho, te digo cómo se llama el lugar al que yo fui: Super Rich, que está en el segundo subsuelo. Ahí te hacen el mejor cambio. Y si no, en cualquier Super Rich que encuentres en la ciudad, que los buscás en Google Maps.

Entonces, volviendo a los imperdibles: playas, Angkor Wat, Bangkok. ¿Qué otros lugares recomendás visitar? ¿A Pukhet fuiste?

Sí, fui, y no me gustó. Porque hay mucha prostitución, travestis, peleas a la noche, son de tomar mucho ellos en general y ahí más todavía, la noche es un descontrol. De hecho, yo no me alojé sobre el centro, sino más alejada, justamente para estar tranquila. Fui una noche nada más al centro, un rato, para conocer. No nos gustó para nada el ambiente, y nos fuimos.

 Ok. ¿Y qué otras ciudades sugerís conocer?Me habías nombrado una antes (en la primera parte de la entrevista), al norte de Tailandia. Chiang Mai. 

Sí, esa. Y tenés Chiang Rai también, que es lo que todo el mundo hace cuando va al norte. Ahí hay muchos templos. El más conocido es el templo blanco de Chiang Rai. Y en Chiang Mai tenés toda la parte de la ciudad amurallada y otros templos más. A mí me gustó mucho el norte, es más tranquilo y las personas tienen otra calidez.

Después tenés Kanchanaburi, Ayutthaya. A esa ciudad no fui porque también hay ruinas y templos, y son parecidos, no iguales obvio, a las de Angkor Wat. Y como yo iba a ir a Angkor Wat, no valía la pena ir también ahí. Pero para el que no va a Camboya, Ayutthaya es una muy buena opción.

Y otra pregunta que siempre hago: si yo tengo que armar mi valija para ir allá, ¿qué cosas tengo que poner sí o sí en esa valija? Ya dijiste gorra, protector solar, abanico. ¿Qué más?

Repelente, sí o sí, y uno bueno, que sea fuerte. Porque allá hay muuuchos mosquitos e insectos.

Y algo importante que no hay que olvidarse: darse la vacuna de la fiebre amarilla, es indispensable para viajar. Entonces algo fundamental es llevar el certificado de esa vacuna.

Una almohadita para el avión también es recomendable, porque con 26 horas de vuelo viene bien. Al menos, yo me llevé una.

Crocs o calzado que se pueda meter en el agua. Porque hay muchas piedras, muchos corales, que te cortan. Yo no tenía y me lastimé el pie.

Y otra cosa que está buena llevar o comprar ahí son unos protectores de cosas para el agua, porque muchas veces las lanchitas te dejan un poco lejos de la costa y tenés que meterte al agua y caminar, y ahí está bueno proteger el celular, la cámara de fotos o lo que necesites. Llevar una cámara sumergible estaría re bueno, porque ahí el agua es tan cristalina que vez peces zarpados en todos lados, está buenísimo hacer snorkel.

¿Y qué onda la conexión wifi allá?

Hay en todos lados, hoteles, hostels. Y si no, siempre tenés la opción de comprarte un paquete desde acá para tener datos en el celular o un chip, si el celular es liberado. Yo no me fui con Internet y me arrepentí. Es super necesario y útil: por ejemplo, para pedir un Uber, para chequear los mapas. Si bien hay mapas que podés descargarte y ver online, no es lo mismo.

¿Recomendás hacer el curso de buceo antes de viajar? ¿Vale la pena?

Sí, vale mucho la pena. Yo saqué una licencia que no es la oficial, en Phi Phi Island, pero para sacar la posta, tenés que cruzar del otro lado del golfo e ir a Koh Tao, ahí sí te dan la licencia para bucear en aguas abiertas (open wáter). Yo no pude ir a Koh Tao porque no me dio el tiempo.

¿Y está bueno ir de compras allá?

Es super barato, pero yo no compré mucha ropa. Compré más carteras, billeteras, adornos. Para eso, está bueno. Si te interesa ir de shopping, conviene que vayas a Siam, en Bangkok, ahí tenés todas las marcas internacionales.

Ah, y no te pregunté algo que suele interesarles a quienes va. ¿Qué onda la noche?

Bueno, Bangkok tiene mucha joda de noche, en Kao Sand Road; Pukhet también, si te copa ese ambiente; y lo mejor para mí fue Phi Phi, eso fue lo máximo, de otro nivel. Son todas fiestas que se organizan en la playa, ves a pibes haciendo malabares con fuego, es tremendo, es una locura, una linda locura. En Koh Lipe hay, mucho más tranquilo. De hecho, es más para parejas, pero está buenísimo.

Última pregunta: ¿Volverías?

Sí, definitivamente.

Esperamos que te hayan gustado las dos partes de esta entrevista sobre el Sudeste Asiático. ¿Ya fuiste?¡Contanos!

¿Te dieron ganas de ir al Sudeste Asiático? Comunícate al 0810-222-0741, seleccioná la opción “Exóticos” y pedí por Flavia Pietroni.