“La Habana es una ciudad imperdible”

Entrevista a Marcela Rodenas, especialista de Avantrip en Cuba

Segunda parte

Hace poco publicamos la primera parte de la entrevista a Marcela Rodenas sobre Cuba. Marcela es parte del equipo de especialistas de Caribe de Avantrip, pero se destaca en este destino porque lo viene vendiendo hace mucho tiempo y tuvo la posibilidad de viajar allá en dos oportunidades: hace algunos años en un tour organizado por el Ministerio de Turismo de Cuba y este año como turista.

En la primera parte, Marcela nos contó sobre sus viajes a Cuba, los atractivos de la cultura cubana, las playas más lindas para visitar y las mejores opciones para alojarse.

En esta segunda parte, Marcela nos cuenta cuál es la mejor época para viajar, la mejor forma de moverse allá, experiencias gastronómicas que tenés que probar y los imperdibles de La Habana y otros destinos.

Si estás pensando en viajar a Cuba, comunicate al 0810-222-0741 y pedí por Marcela Rodenas. ¡Te va a saber asesorar mejor que nadie! 

¿Cuál creés que es la mejor época para viajar?

Para mí, la mejor época es entre abril y junio porque julio es pleno verano, hace mucho calor. Y caminar por las plazas de la Habana, que no tienen reparo del sol, se hace muy pesado. De diciembre a marzo pueden tocarte días fríos, a mí me pasó. Y a partir de agosto, es más propenso a haber huracanes. No suele pasar seguido, pero bueno, preferible evitar esa época. Además, de abril a junio se consiguen las mejores tarifas en vuelos.

Te iba a preguntar por eso. El pasaje a Cuba no suele ser barato. ¿Vivir allá es barato? Ya me hablaste del alojamiento en la primera parte de la entrevista. ¿Pero cuánto sale comer, por ejemplo?

Para comer, tenés la opción turista y la opción cubana. Siempre te vas a encontrar con dos precios en muchas situaciones. Lo más común sobre todo en Habana Vieja es gastar aprox 15 CUC en un almuerzo o cena que pueda constar de un plato con cerdo, pollo o pescado acompañado por varias guarniciones que suelen ser algunos vegetales, ensalada y arroz, con una bebida incluida. Es recomendable ir a Paladares, que son casas particulares que han sido habilitadas para funcionar como restaurante. Son lugares super limpios y la comida es muy rica, está muy bien organizado.

Para conseguir precios más bajos es recomendable meterse en algunas de las callecitas que cortan las principales y buscar un poco más.. hay lugares donde se puede comer por 8 o 10 CUC saliendo de las plazas principales de la Habana Vieja.

Y después excursiones y eso, ¿ya son precio turista?

Sí, en realidad La Habana está prácticamente todo en precio turista, y a nuestro cambio suele resultar un poco cara. Ahí yo hice un paseo con un hop on-hop off (un colectivo que pasa por diferentes paradas y vos podés bajarte y subirte en la que quieras), que me salió 5 CUCS. Y para mí está genial porque te da como un primer panorama de la ciudad. Eso está bueno para hacerlo el primer día y el segundo recorrer la Habana Vieja, caminar por los diferentes barrios…También te van a ofrecer recorridos en bicis con asientos atrás, tipo tuc tuc, o en autos antiguos. Ahí lo que conviene es fijar el precio de antemano. En otra ocasión lo hice en un auto antiguo y el paseo me salio 40 CUC la hora (para 2 personas) con el chofer y un guía que nos iba explicando los atractivos.

Otra opción es hacer un free tour, que hay varias empresas que los hacen, son a la gorra, muy comunes en Europa, y capaz la gente no sabe que eso está en La Habana también. En ese caso, conviene buscarlo en internet y contratarlo ya previamente haciendo una reserva para asegurarse un lugar en el grupo.

Bueno, ya que estamos en La Habana, quería preguntarte por los lugares imperdibles para visitar.

Para mí, la Habana es una ciudad imperdible. Después, depende de lo que te guste, pero yo, por ejemplo, fui a cenar una noche al Buena Vista Social Club. Sí era un poco más caro, pero incluía una cena super completa, con entrada, plato principal, postre y 3 tragos, y el derecho a show obviamente. No es un lugar para bailar, es para ver diferentes bandas de jazz, salsa, son. Yo cuando fui vi una banda que se llama Los Legendarios, que fue espectacular porque había gente tocando de 90 años, con una vitalidad que no lo podías creer.

Después, me parece recomendable ir a un lugar donde se baile salsa. Un buen lugar es la Casa de la Música de Miramar, que está a 20 minutos de la Habana Vieja. La entrada un Sábado que es un poco más caro ronda los 15 CUC. Está bueno porque es turístico, pero también van cubanos. El lugar tiene mesas, un escenario donde toca la banda y si uno no quiere bailar se puede quedar sentado en la mesa. Dura desde las 11 hasta las 03 am aproximadamente. En el mismo lugar arriba hay un boliche que sigue con música variada hasta las 05 am.

 

Y después, vuelvo a La Habana como ciudad, obviamente la Plaza de la Revolución es un imperdible, y se puede subir al monumento de Martí por 2 CUC para tener una vista panorámica de la ciudad. Y el Museo de la Revolución también vale la pena visitarlo. Si te interesa la historia, tal vez podés hacer el recorrido con un guía cubano. Un amigo lo hizo, con un historiador que conoció de casualidad en un restaurant compartiendo mesa, algo que se estila mucho allá. El hombre tenía unos 75 años y era un libro abierto, fue una linda experiencia.

La Habana también está marcada por el paso de Hemingway. El bar Floridita, que está en La Habana Vieja, es muy conocido porque ahí se iba a tomar el daiquiri Hemingway. Y la Bodeguita del Medio también es famosa porque ahí se tomaba el mojito. En general, durante el día esta llenísimo de gente, no es que te vas a poder sentar. Pero hay que pasar, por ambos. Para mí, son dos paradas imperdibles y típicas de la ciudad.

Particularmente, a mí me gusta escuchar las recomendaciones de la gente de allá. Por ejemplo, un día quería ir a bailar a un lugar que no fuera solo de salsa y me dijeron que fuera a la fábrica del arte. La fábrica del arte es una fábrica literal que fue remodelada y es un lugar muy loco porque es enorme. Y tenés en un lugar una banda de jazz tocando, seguís caminando y te encontrás con una banda de rock, seguís caminando y tenés un lugar donde se está bailando salsa. Arriba había un cine enorme donde pasaban videos de Michael Jackson. ¡Increíble! Y la entrada no es para nada cara comparada a otros lugares, ronda los 3 CUC por persona. Pasa eso, capaz si no preguntaba, no hubiera caído nunca en ese lugar.

Después se pueden hacer excursiones desde La Habana, de día completo, por ejemplo a Viñales, con un paisaje super diferente, más de campo, ahí se puede ver cómo la gente procesa el tabaco para armar los Habanos, el café, la miel, el ron… y se pueden comprar estos productos hechos de manera totalmente artesanal a precios más bajos de los que se consiguen en La Habana por productos hechos en grandes fábricas en máquinas. Si tenés algún día libre en la La Habana, puede ser una buena opción. La excursión ronda los 69 CUC por persona incluyendo el almuerzo.

Aparte de la Habana, me habías hablado de otras ciudades que visitaste: Santa Clara, Cienfuegos, Trinidad, ¿son lugares que recomendás visitar si capaz tenés un par de días más?

Sí, Cienfuegos y Trinidad está bueno conocerlos sobre todo si te vas a Cayo Santa María, que quedan de camino. Y visitás la plaza principal de Trinidad, que es muy pintoresca, muy linda, pero no necesitás mucho más de un día o quedarse una noche. Podés alquilar un auto, aunque no es fácil en Cuba conseguir disponibilidad.

Te iba a preguntar por eso. ¿Cuál es la mejor forma de moverse allá?

El auto es una buena opción, pero hay que tener en cuenta que no hay muchas rentadoras. Nosotros desde acá, con operador, tenemos que pedir como con 5 meses de anticipación un auto, es difícil de confirmar. Y ahí sí tenés que ser lo más flexible que nunca porque te puede pasar que el auto tenga alguna falla técnica, capaz la flota no es tan amplia. Entonces está bueno hacer los caminos de día, tener el recorrido más o menos armado, saber por dónde uno va a ir. Porque los caminos no son autopistas y por ahí no están tan bien señalizados. Hay que tener un poco más de precaución, ir con tiempo. Los trayectos te llevan un par de horas.  A veces uno lo ve en el mapa y piensa que es re cerca, re rápido, pero te lleva un tiempo más. Lo recomendaría para los que realmente quieren conocer un poco más sobre Cuba, no solamente la Habana y la playa y, sobre todo, dispongan de varios días para hacerlo.

Y si no, ¿qué otro medio de transporte hay? ¿Taxis?

Para moverte dentro de La Habana sí, te manejás en taxi, sobre todo de noche. Salvo que estés más alejado de La Habana Vieja, en la zona hotelera de Miramar, por ejemplo, que ahí capaz te conviene tomar un bus, que te va a salir más barato. Conviene ver dónde están las paradas del bus turístico, y si alguna te queda cerca podés usar ese mismo que sale 5 CUC para ir y volver de la Habana Vieja, contra los 15 CUC que te cobra un taxi por tramo.

¿Y para trasladarte de La Habana hacia las playas, por ejemplo?

Siempre lo que más conviene es contratar el traslado desde acá porque van a ser traslados regulares. Si es a Varadero, vas a tardar 2 horas y media aproximadamente. Porque te pasan a buscar por el hotel y después van a pasar a buscar a otros pasajeros. Cayo Santa María está a 6 horas de La Habana.

Después tenés Cayo Coco y Cayo Guillermo, dentro de lo que más se vende, y ahí conviene ir en avión.

Podés ir por tierra, pero son como 9 horas. A Cayo Largo sí es sólo llegando con vuelo. Y los vuelos los tenés que sacar desde acá, porque no son aerolíneas que uno entra y saca desde una web directa. En fin, todo lo que tenga que ver con movilizarse a grandes distancias conviene contratarlo previamente.

Bien, buen dato. Ahora, una pregunta que hago siempre: si yo tengo que armar mi valija para ir a Cuba, ¿qué cosas no me puedo olvidar?

Bueno, obviamente la malla. Igual depende de la época que vayas, porque si vas entre enero y marzo, como te comentaba, puede hacer frío, sobre todo a la noche, así que lleven algo de abrigo, nada exagerado, pero un saquito no está de más por las dudas.

Otra cosa fundamental es el protector solar, aunque vayan en invierno, porque el sol es muy fuerte.

Además, para no estar incómodo, definitivamente es importante llevar repelente para los mosquitos, hay muchos y en todo horario!

Y un gorro, si vas a caminar por la Habana, porque las plazas, por ejemplo, son plazas secas. No hay sombra.

También agregaría lo que suelen traerse en la valija de allá, ron y habanos. Están disponibles para comprar en los hoteles, pero en La Habana te van a recomendar que vayas a los lugares oficiales. Los habanos, por ejemplo, muchas veces los venden en la calle y puede ser que no sea el habano bueno, que lo mezclen con alguna otra cosa. Así que yo recomendaría ir a lugares oficiales, donde sabés lo que estás comprando, o, como decía anteriormente, en Viñales si hacen esa excursión.

Y ya que me hablaste de las compras, ¿cómo es la gente allá cuando te quiere vender? ¿Son muy pesados, se te tiran encima?

A mí personalmente no me pasó, puede que en algunas playas uno se encuentre con más vendedores, pero no me pareció tan intenso. Sí sucede, por ejemplo, en La Habana que cuando vas caminando te vayan  ofreciendo por ejemplo lugares para comer, paladares, y que te insistan para acompañarte hasta el lugar para estar seguros de que vayas. Eso suele pasar porque algunos paladares ofrecen tickets de comida a los cubanos que les llevan clientes. Creo que uno debe entender que el funcionamiento en ese país es distinto del nuestro, y que lo hacen como por una comisión o propina.

De todas maneras en Cuba hay una Ley de Asedio al turismo, y la policía es muy estricta, por lo que tampoco los cubanos se arriesgan demasiado en ser insistentes porque saben que ante una denuncia o queja de un turista pueden quedar directamente presos.

Última pregunta: ¿qué cosas recomendás probar en Cuba? Además de Ron supongo…

A mí algo que me encanta y que es un plato típico es “la ropa vieja”. Es como un preparado de carne desmechada, muy bien condimentada que suele ir acompañada de arroz y frijoles. Es riquísima y, con un mojito, ¡va perfecto!

¿Te dieron ganas de ir a Cuba?

No te olvides que podés comunicarte al 0810-222-0741 y seguir las instrucciones para hablar con nuestra especialista Marcela Rodenas.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *