Hoteles en SALVADOR

El encanto del baile y la cultura brasileña; las playas de arenas blancas y de aguas cristalinas; y las calles coloniales repletas de vestigios portugueses, están en Salvador de Bahía, una de las ciudades más pobladas y visitadas de Brasil. Muy influenciada por la cultura africana, Salvador es un sitio donde se conservan y difunden las expresiones culturales, los ritos, las creencias y las celebraciones más variadas del continente. 



Además de su hermoso casco histórico, Salvador nos ofrece sitios de una belleza particular, como el Morro de San Pablo ubicado en la isla de Tinharé, a 100 km de la costa viajando en ferry. Praia do Forte, conocida como la “polinesia brasileña”, es otro de los atractivos que podemos disfrutar a tan sólo 70 km del centro de la ciudad. La mayoría de los hoteles en Salvador ofrecen excursiones a los principales sitios de interés próximos a esta ciudad colonial. 

Lo encantador de Salvador de Bahía es que no tenemos que atravesar grandes distancias para disfrutar, en un solo lugar, de la cultura, la historia, las playas, los bailes y las tradiciones de nuestro continente.

Dónde hospedarse en SALVADOR

El barrio de Pelourinho es el preferido por los viajeros, ya que contiene lo que llaman el “Alma de Bahía”: el centro histórico de la ciudad con arquitectura colonial barroca de origen portugués. Las opciones de alojamiento son más costosas que el promedio, pero tienen la ventaja indiscutida de su ubicación. 

También podés encontrar hoteles baratos en Salvador en las afueras del Pelourinho. A tan sólo unos minutos a pie, existen alojamientos económicos y cercanos a los negocios, shoppings y centros de convenciones de la ciudad. Un poco más alejados, a 15 minutos del centro de la ciudad, está la zona de las playas de La Barra, donde existen hoteles de categoría, además de una variada oferta gastronómica y de esparcimiento. Los hoteles en Salvador son asequibles para todo tipo de presupuestos y la zona de Rio Vermelho tiene también una excelente propuesta hotelera, con playas más tranquilas y más alejadas de las más populares de Salvador. 

En cambio, si buscás hoteles all inclusive en Salvador, el Iberostar Bahía, ubicado en la playa Praia do Forte, es una excelente opción. Tiene, entre otras cosas, 6 piscinas, 6 restaurantes, servicio de habitación las 24 horas y todas las comodidades de un hotel 5 estrellas.


5 razones para conocer SALVADOR

  • Recorrer Arembepe, un pueblo de pescadores reconocido mundialmente por ser la aldea hippie más famosa de Brasil. Personalidades como Mick Jagger y Janis Joplin han estado allí y hoy en día es uno de los sitios más interesantes para visitar. Entre enero y febrero, se celebra la fiesta de San Francisco de Asís, patrono de los pescadores. 
  • Disfrutar de Costa de las Ballenas, en el extremo sur de Salvador. Presenta playas de aguas cristalinas junto a hermosos arrecifes de coral y una enorme variedad de flora y fauna. Además, podés gozar de las delicias gastronómicas como los mariscos sazonados con aceite de dendê. 
  • Aprender a bailar la capoeira, baile típico y tradicional de Salvador. La danza, importada por los antiguos esclavos africanos que poblaron la región, es una mezcla de lucha, baile y tradición cultural y se baila en todas las fiestas regionales, además de ser muy popular en todo el país. 
  • Conocer la historia de Brasil y de América visitando uno de los sitios más emblemáticos de Salvador como el Monumento al 2 de julio, en honor a la independencia de la región, ubicado en la zona de Campo Grande. 
  • Descansar en las playas de Salvador, con una extensión de 50 km de costa. Las más conocidas son Porto da Barra, Farol da Barra, Amaralina, Playa de Ondina y Pituba. Los hoteles en Salvador suelen estar muy próximos a las playas más importantes del lugar.


Consejos para viajar a SALVADOR

  • Antes de reservar vuelos a Salvador, es importante que te asegures el hospedaje, ya que los hoteles en Salvador suelen estar colmados durante diciembre, enero y febrero. 
  • Si tenés necesidad de cambiar dinero, lo podés hacer en bancos, casas de cambio o agencias de turismo, ubicados mayormente en la zona del casco histórico. Los bancos y casas de cambio están abiertos de 10 a 16 hs. 
  • Ponta de Humaita es una pequeña península con casas y edificios del siglo XIX y con una hermosa panorámica de la ciudad y sus costas. Te recomendamos visitar esta zona especialmente al atardecer. 
  •  Salvador se divide en la ciudad alta, que corresponde a la zona más antigua y en donde están las dependencias administrativas; y la ciudad baja, con terrenos ganados al mar como necesidad frente al crecimiento poblacional de Salvador. El Elevador Lacerda, inaugurado en 1873, conecta ambos sitios recorriendo una distancia de 72 metros. Es uno de los símbolos más importantes de la ciudad y no podés dejar de visitarlo. 
  • Todos los martes por la noche en la Plaza Teresa Batista o los domingos frente a la Iglesia Nuestra Señora del Rosario de los Negros, se presenta Olodum, un grupo musical formado en 1979 y fiel representante de la danza y la cultura de Salvador. Te recomendamos asistir a este espectáculo imperdible.